Las estrías son el resultado del rompimiento de las fibras elásticas de la piel.  Cuando la piel se estira las fibras con menos elasticidad se rompen creando marcas a las que llamamos estrías.

Al principio las estrías son de color rosáceo luego rojizo y finalmente blancas.

Para un tratamiento se tendrá que hacer una evaluación del caso,  recomendar  el tratamiento más adecuado para tratar las lesiones en la piel,  ya sea con láser, microdermabrasión o diversos tratamientos